Durante  los  estudios,  el  cuerpo  necesita  un  aporte  de  nutrientes  y  energía  mucho  mayor de lo normal, ya que el cerebro se encuentra permanentemente trabajando y  necesita de un aporte constante de glucosa y energía. Es por esta razón por la que los  estudiantes  deben  cuidar  su  desayuno,  y  no  tomárselo  a  la  ligera  o  de  cualquier